Cazadores de Sombras 6: Ciudad del Fuego Celestial.



Título: Cazadores de Sombras 6: Ciudad del Fuego Celestial
Título original saga: The Mortal Instruments 
Autora: Cassandra Clare
Saga: Cazadores de Sombras (6/6)




Sinopsis: Sebastian Morgenstern está en movimiento, sistemáticamente convierte a los nefilim en contra de los nefilim. usando la Copa Oscura, transforma a Cazadores de sombras en criaturas de pesadilla, rompiendo familias y amantes así como su ejercito oscuro crece.
 El orden de la batalla se traslada a Idris - pero ni las famosas torres de demonio de Alacante pueden mantener a Sebastian acorralado. Y con los nefilim atrapados en Idris, ¿quién protegerá al mundo de los demonios?
 Cuando una de las mayores traiciones que los nefilim nunca han conocido se revela, Clary, Jace, Isabelle, Simon y Alec deben huir - incluso su viaje les conduce a las profundidas del mundo demoníaco, en dónde ningún Cazador de Sombras ha puesto un pie antes, y de dónde ningún humano ha vuelto nunca...
 El amor será sacrificado y habrá vidas perdidas en la terrible batalla para el destino del mundo en el emocionante final de la clásica saga de fantasía urbana Cazadores de Sombras!





RESEÑA (**spoilers**)

Por fin he terminado la sexta entrega de esta saga! Parece mentira que ya no queden más libros para seguir disfrutando de la aventurera Clary y el sarcástico Jace. Pese a que me ha costado lo suyo leerme esta saga, tengo que admitir que la sexta y última entrega de esta saga me ha dejado el corazón en un puño.

En este libro por fin se descubren los planes que Sebastian tiene para el mundo que los rodea y para la propia Clary y todos sus amigos. Sebastian se hace con un gran ejército de oscurecidos para convertir el mundo en un infierno (literalmente), y secuestra a los representantes de los subterráneos, entre los que se encuentran Luke, Jocelyn y Magnus. Pero Clary, Jace, Alec,Izzy y Simon no están dispuestos a dejar que lleve sus planes a cabo, y mucho menos con el fuego celestial corriendo por las venas de Jace.  Los cinco amigos se adentran en el propio infierno para salvar a sus seres queridos y a todo el planeta, pero ¿saldrán todos con vida?

Los personajes muestran una gran evolución desde el primer libro hasta esta última entrega. Jace vuelve a ser el de antes por fin!! Le decimos adiós a ese Jace atormentado con su pasado y asustado por su presente, y vuelve el Jace carismático y sarcástico, con esas salidas que tanto nos han hecho reír, pero a la vez sigue sin ser el mismo. Ya no tiene miedo de la influencia que su padre pudo tener en él. Ahora sabe quién es, tanto en el tema familiar como en el personal, y está encantado con ello.

También se nos muestra a una Clary muy cambiada. Sigue siendo esa joven menuda, cariñosa, aventurera y muy segura de sí misma, pero ahora también es una heroína de pies a cabeza. En ningún momento desde que conoce a los nefilim duda en enfrentarse a los Morgenstern, ya fuese su padre o su hermano, pero en esta saga va al mismísimo Infierno junto con sus amigos para acabar con Sebastian y salvar a sus padres. Y en este libro por fin Jace y Clary pueden quererse sin miedos ni preocupaciones (si no se tiene en cuenta que podrían morir en el infierno, claro está).

Por otro lado se muestra a un Alec mucho más valiente y seguro de sí mismo, que pasa de ser un cazador de sombras que no había matado ni un demonio en el primer libro a ser el primero en lanza a atacar a cualquiera que se cruza en su camino de salvar a Magnus. También vemos a una Isabelle más abierta a Simon, pero a la vez más insegura por sus sentimiento y al posible rechazo de este. Ya no es la chica sexi que sabe que puede tener a cualquiera comiendo de su mano, sino que se le ve una belleza distinta. Se ve su interior, sus inseguridades y lo que más me gusta es que en ese sentido se le ve desde el punto de vista de Simon, quien ya no la quiere por su exterior sino que es capaz de ver a la Izzy que tiene dentro y que muy pocos conocen.

Hablando de Simon, no podía creer que acabase olvidándolo todo, lejos de sus amigos. Me dio mucha pena que se separase de Clary y de Isabelle, pero sobretodo lo que no podía parar de pensar es que era un héroe y viviría sin saberlo, pasaría de ser el primer vampiro diurno de la historia, de haber superado todos sus miedos y asumir lo que era, de encontrar el amor y ser un héroe, a ser un chico normal en una vida normal con un gran pasado del que no sería consciente, y eso me repateaba. Pero en ningún momento me podría imaginar que acabaría siendo cazador de sombras,y la verdad es que me alegro de que por fin pueda estar con sus amigos siendo verdaderamente como ellos, y poder vivir la vida que él quería con Izzy.

Y por último Sebastian! Ese chico era un cabrón con todas las letras, y estaba un poco enfermo con el tema Clary. Me alegro de que se lo cargaran de una vez por todas, pero me encantó que al final fuese Jonathan por un momento y que Clary, y sobretodo Jocelyn, pudiesen despedirse del que habría sido su verdadero hermano e hijo. Y que, en cierto modo, pudiese rectificar lo que había hecho ayudando a los protagonistas a destruir la Copa Infernal y acabar con los oscurecidos.




Tengo que decir que, aunque me ha costado un poco leer la saga completa, me ha encantado. Estaba deseando saber qué era de Clary, Jace, Izzy, Alec, Simon, Magnus y todos los demás. Me alegra que, en cierto modo, todo haya acabado como esperaba, pero a la vez ha habido cosas que me han sorprendido mucho, y eso le ha puesto la guinda al pastel. Puedo decir que me ha dejado muy buen sabor de boca, y recomiendo la saga encarecidamente.


Un saludo!

Unknown

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Instagram